martes, 11 de mayo de 2010

Grandes jugadores de la historia de Rosario: Harry Hayes


Harry Hayes, con la camiseta de Rosario Central hacia la década del ’20.

De padres inmigrantes ingleses Juan Enrique Harry Hayes nació en la ciudad de Rosario el 1° de enero de 1891. De muy pequeño dio muestras de tener un gran talento para el fútbol, puesto que en el patio de un colegio inglés donde se educó se divertía jugando con la pelota. Cuentan que ya desde niño tenía una pegada muy fuerte y era frecuente que rompiera algún vidrio de una ventana o vidriera.
Comenzó su carrera futbolistica desde chico en Argentino (actual Gimnasia y Esgrima). En 1905, cuando contaba con catorce años de edad pasó a Rosario Central, que pagó la cifra de cinco pesos por su pase. De esta manera se convirtió en el primer jugador en ser transferido en Rosario.
En la entidad auriazul debutó en la máxima categoría en 1907 y permaneció en el primer equipo hasta 1926. Logró siete títulos en la Liga Rosarina y a nivel nacional se acreditó el Concurso por Eliminación de 1913, la Copa Ibarguren de 1915, la Copa de Honor Municipalidad de Bs. As., la Copa Competencia Jockey Club en 1916 y la Copa Competencia Asociación Amateur en 1920, todos defendiendo la casaca canalla.
En la selección Argentina disputó 21 encuentros y anotó 8 tantos. Asimismo con la camiseta albiceleste se adjudicó la Copa Lipton en 1916 y fue subcampeón del Sudamericano del mismo año.
Harry Hayes era poseedor de una extraordinaria capacidad goleadora, además de tener una gambeta que enloquecía a los defensores rivales. Otras de sus cualidades eran la precisión para dar pases cortos y el potente remate.
El Maestro, como también se lo apodó a Harry Hayes no fue el único de su familia que se desempeñó en el ámbito del fútbol, ya que su hermano fue el futbolista Ernesto Ennis Hayes, que también defendió los colores de la casaca auriazul y años más tarde su hijo, del mismo nombre que su padre, se destacó en Rosario Central.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada